Melipal: el mix perfecto entre vinos sofisticados y alta gastronomía. Noticias de vinos y bebidas. espaciovino - Vinoteca online
40% OFF en vinos seleccionados. Hacé click acá.
TU PEDIDO
¿Ayuda? Llamános al 5352-8466 (VINO)

MELIPAL: EL MIX PERFECTO ENTRE VINOS SOFISTICADOS Y ALTA GASTRONOMÍA

Melipal: el mix perfecto entre vinos sofisticados y alta gastronomía
Tiempo de lectura:
8 minutos

Compartir

24/11/2011
Vinos & Bodegas visitó la prestigiosa bodega emplazada en pleno corazón de Agrelo, donde pudo repasar su interesante porfolio y ver algunos adelantos.

Melipal, con apenas unos años de recorrido, ya se ganó un lugar entre las bodegas más reconocidas de Mendoza a fuerza de elaborar vinos de alta gama, respetando un punto crítico y determinante: la calidad.

Pero, si se habla de la comunión entre enoturismo y viticultura, la bodega también es famosa por ofrecer una muy interesante experiencia gastronómica y, como broche de oro, premiar a los turistas con una de las mejores postales de todo Luján de Cuyo.

En un almuerzo mano a mano con Santiago Santamaría, gerente comercial de la bodega, Vinos & Bodegas pudo degustar de punta a punta el completo porfolio de Malbec que hoy está disponible en el mercado, así como también tener algunos anticipos del rumbo que está tomando la bodega, que ahora busca dejar plasmado en cada etiqueta el gran potencial de Agrelo a la hora de elaborar la cepa estrella de la Argentina.

Además, se pudo tener el anticipo de lo que será el "gran proyecto ícono" que maneja esta bodega de Luján de Cuyo.

La "experiencia Melipal"

En el atractivo y cómodo restaurante, que cuenta con espacio para 24 personas, Santamaría explicó a este medio que "lo que buscamos con nuestro menú de cinco pasos es que los platos estén en función del vino. De hecho, lo primero que mencionamos en cada uno de los pasos es la etiqueta que se va a degustar y luego la comida".

Además, destacó que un punto central de la experiencia Melipal, es tratar de "reflejar una gastronomía muy local. Todos los ingredientes son producidos en Mendoza. Esta fue nuestra filosofía desde el inicio: hacer algo regional pero llevado a la alta gastronomía".

Otro aspecto clave es que los cinco vinos sobre los que gira el menú son Malbec, si bien la bodega cuenta en su haber con otros varietales.

Y esto tiene su razón de ser: la bodega este año va camino a recibir un récord de turistas, con cerca de 4.800 visitantes, un 20% más que en 2010 y, de todos ellos, casi las tres cuartas partes llegan desde Estados Unidos y Brasil, atraídos, justamente, por este varietal estrella.

"Vimos que era una muy buena oportunidad para mostrarles que hay distintas formas de elaborar Malbec. Y la verdad es que se sorprenden", destacó Santamaría.

Al respecto, hizo hincapié en que "quisimos demostrar que podemos tener cinco Malbec de Agrelo, hechos por nosotros mismos, pero que al final brindan una experiencia totalmente diferente, ya que reflejan los aportes de las distintas fincas y los métodos de elaboración. Y todo lo que hablamos sobre el viñedo, en definitiva, después lo van sintiendo en la copa".

El menú, que se renueva a lo largo del año de la mano de las diferentes estaciones, tiene un costo de $260 por persona e incluye todos los vinos de la degustación.

Un "desfile" de Malbec

Para comenzar, el almuerzo se abrió con el, a esta altura, exitoso Malbec Rosé 2011.

Se trata de uno de los caballitos de batalla de la bodega, de la mano de su rica nariz, dominada por frutos rojos con algún toque cítrico, que anticipan un vino muy fresco, con paso ágil y de excelente acidez, muy marcada, similar a la que se puede encontrar en algunos blancos. Sin duda, uno de los puntos fuertes de este rosado.

De este modo, la añada 2011 -que está disponible en el mercado a un precio sugerido de $43- vuelve a mostrar las fortalezas que había exhibido la anterior cosecha.

Para acompañarlo, el chef creó una ensalada de pomelo rosado y brotes frescos sobre croqueta de papa con emulsión de pimientos.

El almuerzo prosiguió con un Ikella Malbec 2010, que conforma la línea joven de la bodega.

El maridaje para esta etiqueta es un pastel de choclo amarillo tradicional acompañado por otro pastel pero "deconstruido".

El Ikella se caracteriza por ser un vino muy intenso en nariz, sumamente expresivo, con las características notas a fruta roja fresca que domina a los Malbec jóvenes, además de un muy leve touch ahumado, vestigio de su paso por madera. En boca se muestra bastante jugoso, con un final de persistencia media.

Para el tercer paso, fue el turno de una de las estrellas de la casa: el Melipal Malbec 2008, para el cual el chef pensó especialmente en una mini empanada de cerdo agridulce.

Cabe recordar que la primera añada de esta etiqueta (2003) fue la que catapultó a la bodega y la puso en boca de la prensa especializada, especialmente en Estados Unidos, donde obtuvo 91 puntos de la mano de Wine Spectator.

En nariz se destaca como un Malbec franco, con notas a frutas más maduras y un toque especiado, que le otorga algún rasgo de complejidad. En boca es un vino con volumen, sumamente jugoso, de la mano de taninos amables y que anticipan un final tirando a largo. Todos estos, buenos atributos a la hora de hablar de un vino de $65.

El cuarto paso continuó con un Malbec Reserva 2007 ($160), por el momento, el exponente máximo de la bodega en lo que respecta a este varietal. Es ideal para "hacerle frente" a un medallón de carne grillada con ensalada de legumbres y un intenso chimichurri de aceitunas negras.

En el Malbec de este segmento ya se perciben aromas a frutas, tirando a ciruelas bien maduras, acompañada por una suave nota a café, lograda por su paso por barrica. En boca, es sumamente carnoso, con un largo e intenso final.

La característica principal es que este vino está elaborado en un 100% con uvas provenientes de un muy viejo viñedo que posee Melipal en Agrelo -Las Nazarenas-, cuya antigüedad alcanza cerca de 90 años.

Para el final, fue el turno del Late Harvest 2010, que estuvo acompañado por una panna cotta de naranjas y sopa fría de chocolate.

Se trata de un cosecha tardía de edición limitada, que nació primero como una etiqueta exclusiva para el restaurante pero, al ver el potencial que tenía el producto, decidieron lanzarlo al mercado.

Lindo exponente, definitivamente untuoso. En boca se percibe su marcado dulzor pero sin resultar empalagoso, lo cual lo convierte en un cosecha tardía más bien elegante.

Paralelamente, hubo lugar para los anticipos y las sorpresas: en primer lugar, Santamaría trajo a la mesa una botella que había sido llenada desde el tanque por el enólogo ese mismo día con el Malbec 2010, que saldrá al mercado recién al mercado a fines de 2012.

Si bien le faltaban 8 meses más en botella y no era el assemblage definitivo, se pudo comprobar claramente el nuevo concepto al que apuestan en esta nueva etapa en la cual los asesora el prestigioso enólogo Luis Barraud: más protagonismo de la fruta de Agrelo y menos vestigios de madera. Esta muestra, como anticipo, sirvió además, para ir palpitando el potencial de la añada, con taninos más dulces e igual de jugoso que la cosecha que ahora está en el mercado.

Otro punto que vale la pena mencionar es el anticipo de lo que en Melipal llaman su "Proyecto Gran Reserva", si bien este futuro icono no llevará ese nombre, según explicó Santamaría.

El mismo será un 100% Malbec proveniente de la finca Las Nazarenas, elaborado bajo técnicas solamente vedadas para los grandes vinos de más alta gama del mercado: no se utilizaron bombas, la cosecha de las uvas se realizó en horarios muy específicos (entre las 6 y las 8 de la mañana) privilegiando las bajas temperaturas y el mosto nunca pasó por tanques de acero, sino que fue directamente a barrica, donde permaneció 18 meses, a los que posteriormente se suman dos años de guarda en botella.

Será una partida súper exclusiva de no más de 1.500 botellas y, según Santamaría, "busca expresar lo mejor de lo mejor que tiene Agrelo para ofrecer".

La muestra, que no era tampoco era el assemblage definitivo, y faltando prácticamente toda la guarda en botella, igual demostró ser un Malbec con "pasta" para ícono.


Fuente: Juan Diego Wasilevsky - iProfesional.


OPINÁ SOBRE ESTA NOTICIA


SELECCIONES ESPECIALES